Tendencia retail 2018: en busca del punto mágico de venta


Los consumidores de ahora desean “convocar” a las tiendas minoristas como lo harían con el genio de una lámpara mágica. El continuo uso los smartphone, los asistentes personales y los altavoces inteligentes, hacen que los clientes busquen cada vez más puntos de venta que les permitan interactuar con las marcas, buscar productos, probar y comprar de maneras innovadoras como, donde y cuando ellos lo deseen.

Un ejemplo es IKEA Place, una aplicación para smartphone que permite a los compradores planear y ver cómo los muebles se verían dentro de su hogar. Por si fuera poco, en marzo del 2018, la aplicación fue actualizada y se incluyó un método de búsqueda visual en la que los consumidores pueden apuntar con sus cámaras a un producto y la plataforma encuentra ítems similares.

¿Esto significa que muchas marcas minoristas están obligadas a usar la realidad aumentada y aplicaciones móviles? Pues no, estos no son los únicos canales que pueden brindar este tipo de experiencias. Alibaba, una tienda minorista digital, transformó los espejos de un baño del centro comercial InTime para que las mujeres puedan ver de manera virtual cómo les quedaría uno u otro producto de belleza.

En resumen, esta tendencia tiene que ver con la conveniencia: estar allí cuando el cliente lo necesite. Sin embargo, va mucho más allá de eso. En cuento los clientes empiecen a pensar que las aplicaciones móviles no solo son fáciles de usar sino también entretenidas, se podrá aprovechar este insight para combinar la cultura de los consumidores con una gamificación bien orquestada que permitirá a las marcas sobresalir en el mercado retail.

Para leer el artículo completo haga clic aquí.

Artículo tomado de la web de Trend Watching


Entradas destacadas